publicidad-para-empresas-que-quieren-mejorar-el-mundo-emprendedores

Publicidad para empresas que quieren mejorar el mundo

¿Piensas que todo el mundo puede cambiar algo? ¿Crees en una sociedad más justa y colaborativa? ¿Eres un emprendedor o una empresa con conciencia?

Desde la explosión de la crisis, hemos sufrido un cambio de paradigma. El modelo anterior nos prometió una estabilidad permanente que ha dejado de existir. Parece que la negatividad se ha instalado en la mentalidad de toda una generación y que el futuro se presenta desalentador. Sin embargo, también está produciéndose un despertar. Un nuevo amanecer para muchas empresas que apuestan por una nueva forma de hacer las cosas. Ya no vale todo.

Cada vez nacen y se consolidan más emprendedores y empresas que quieren aportar su granito de arena a la sociedad. Extienden su influencia sobre sus empleados, sobre la comunidad donde desarrollan sus actividades, sobre sus clientes y proveedores y también por extensión sobre el planeta. Lo principal es la sostenibilidad y no el crecimiento desenfrenado a toda costa. Términos como Economía Colaborativa o Coworking comienzan a sonar cada vez más. Para todas esas empresas que quieren mejorar el mundo también hay una publicidad con conciencia y valores.

La empresa ya no puede perpetuarse en el modelo tradicional donde empleados dóciles siguen instrucciones de manual, como en las fábricas. Ahora debe cimentarse en la proactividad de “ejes” imprescindibles. Al igual que la empresa se ha reinventado, la publicidad también lo ha hecho. La comunicación unidireccional ha pasado a ser una conversación en la que el consumidor es parte de la marca. Una nueva publicidad inspirada más que nunca en la creatividad. Como apunta Seth Godin, gurú de la comunicación, es necesario aportar una “creatividad única”. Una creatividad única requiere “conocimiento del terreno, una postura de confianza y la generosidad de contribuir realmente”. En definitiva, el cambio de modelo va de la mano de una nueva de mentalidad basada en valores y no solo en números. Un sistema más justo y más consciente construirá un mundo mejor.